Vidente

Cruzar descalza el arroyo
de agua fría.
Cada poro del alma
son dos labios abiertos,
y la lengua recorre
el instante redondo

Comentarios

Entradas populares